PRINCIPAL     
 Sobre el Portal
 Portada

    

     BIBLIOTECA      
 Entrada biblioteca
 Índice alfabético
 Escuelas y estilos
 Índice cronológico
 Nacionalidades

   

     ACTUALIDAD      
 Noticias
 Certámenes poesía
 Artículos
 Más vendidos

  

     RECURSOS      
 Lista de premios
 Enlaces web
 Historia de la poesía
 Métrica y teoría
 Taller de poesía

      

Añadir a favoritos

Página de Inicio

Correo electrónico

  

 

 

 

Historia de la Poesía Europea                  

Ir al índice

Simbolismo y poesía moderna (Siglo XX)

  

Se inicia en el siglo XIX una tendencia, que continúa en la actualidad, de ampliar los horizontes de la poesía por cualquier medio posible, dejando de lado la exclusividad de la antigüedad. Las corrientes y los movimientos se van a ir sucediendo muy rápidos, dando lugar a un inmenso caudal poético muy variado tanto en sus formas como en el fondo.

  

El primero de estos movimientos es el Simbolismo, en tanto que es el primero en emplear el lenguaje poético con aspiraciones relativamente "extra-poéticas", o para ser más precisos "ultrapoéticas" (más allá de la simple poesía).El simbolismo, ligado al decadentismo abrió brecha para otros movimientos con diversas características. Como denominador común, hay que hablar del experimentalismo literario. Cada movimiento es un experimento. Se prueba con cambiar la forma, el formato, el fondo... Los llamados "ismos" son innumerables, pero tienen una herencia común: la personalidad del autor como creador original e independiente, le pérdida de un patrón estricto de escritura y la búsqueda de nuevos temas para la poesía.

  

Francia

Este es un período muy rico en la poesía gala, que prácticamente va a imponer sus estilos en todo el mundo. Las corrientes que más influyeron y dieron mejores frutos son varias. El Parnasianimo busca, frente a la exaltación romántica, alcanzar la belleza objetiva, a través de formas métricas perfectas y de la impersonalidad de los sentimientos. Sus máximos representantes fueron Leconte de Lisle (1818-1894), José María de Heredia (1842-1905) y Sully Prudhomme (1839-1907), primer Premio Nobel de literatura.

El simbolismo es la corriente que busca sugerir la noción ideal de las cosas combinando las palabras según su valor musical y evocador, frente al rigidez parnasianista. Sus representantes más importantes, todos ellos figuras clave de la literatura, fueron Charles Baudelaire (1821-1867), considerado el primer "poeta maldito", Arthur Rimbaud (1854-1891), Stéphane Mallarmé (1842-1898), Paul Marie Verlaine (1844-1896), Paul Valéry (1871-1945) y Paul Claudel (1868-1955). El dadaísmo es el movimiento artístico nacido en Zurich que se basa en el desarrollo de lo ilógico y absurdo. Tuvo una corta vida y su mayor representante en poesía fue el refugiado rumano Tristan Tzara (1893-1963).

Quizás el "ismo" más reconocido en el arte es el Surrealismo. Este movimiento, que tuvo como precursor al misterioso Guillerme Apollinaire (1880-1918), nace oficialmente en París en 1924. Allí André Bretón (1896-1966), influido por las doctrinas de Sigmund Freud, publica el Manifiesto Surrealista donde define el movimiento como "automatismo psíquico puro a través del cual nos proponemos expresar, ya sea verbalmente o por escrito, o de cualquier otro modo, el funcionamiento real del pensamiento". Pronto el surrealismo se extenderá a otras artes como la pintura. Otra figura destacada es la de Louis Aragon (1897-1982).

Picture of Emily Dickinson, poet; nineteenth century American Literature and poetry

Emily Dickinson

Todos estos movimientos van a hacer que a lo largo del siglo XX surjan en Francia figuras de un nuevo lirismo como Antonin Artaud (1896-1948), Paul Eluard (1895-1952), Henri Michaux (1899-1984), el senegalés Léopold Sédar Sénghor (1906-2001) o el multifacético Jean Cocteau (1889-1963).

  

Italia

Giosué Carducci (1835-1907) señala el final del romanticismo junto con Gabriel D’Annunzio (1863-1938) y Giovanni Pascoli (1855-1912). En 1909 Filippo Tomasso Marinetti (1876-1944) funda el futurismo, movimiento dinámico que arremete contra los valores tradicionales. A partir de aquí se va a buscar un equilibrio entre el legado greco-latino y la cotidianeidad por nombres como Dino Campana (1885-1932), Arturo Onofri (1885-1928), Umberto Saba (1883-1957), Giuseppe Ungaretti (1888-1970), Eugenio Montale (1896-1981), Salvatore Quasimodo (1901-1969) y Cesare Pavese (1908-1950).

    

España

A finales del siglo XIX, la decadencia del romanticismo deja los nombres de Gaspar Núñez de Arce (1834-1903) y Ramón de Campoamor (1817-1901), pero será a comienzos del XX cuando la poesía resurge con el pesimismo de la Generación del 98, representada por Antonio Machado (1875-1939) y Miguel de Unamuno (1864-1931), y por la figura de Juan Ramón Jiménez (1881-1958) que operan un cambio en la lírica española que llegará a su esplendor con la Generación del 27 y los movimientos de vanguardia: Federico García Lorca (1898-1936), Gerardo Diego (1896-1987), Jorge Guillén (1893-1984), Vicente Aleixandre (1898-1984), Pedro Salinas (1892-1951), Luis Cernuda (1902-1963), Rafael Alberti (1902-1999) y Miguel Hernández (1910-1942).

En la segunda mitad del siglo XX hay que destacar los nombres de León Felipe (1884-1968), Luis Rosales (1910-1992), Leopoldo Panero (1909-1962), Dámaso Alonso (1898-1990), Gabriel Celaya (1911-1991), Blas de Otero (1916-1979), José Ángel Valente (1929-2000), Jaime Gil de Biedma (1929-1990), José Hierro (1922-2002), Carlos Bousoño (1923) y Francisco Brines (1932).

  

Portugal

Las figuras de Guerra Junqueiro (1850-1923) y de Teixeira de Pascoaes (1879-1952) preparan la lírica contemporánea, en la que destaca Joâo José Cochofel (1919-1982).

  

Alemania

La poesía contemporánea germana puede personificarse en Rainer Maria Rilke (1875-1926) y la personalísima voz de Bertold Brecht  (1898-1956).

 

Gran Bretaña 

Cabe destacar a Robert Browning (1812-1889), Dante Gabriel Rossetti (1828-1882), Thomas Hardy (1840-1928) y William Butler Yeats (1865-1939). Ya en el siglo XX las figuras de T. S. Elliot (1888-1967) y Ezra Pound (1885-1972) van a revitalizar la poesía inglesa, ejerciendo una influencia actual en autores como Dylan Thomas (1914-1953).

  

Fuera de Europa 

En Estados Unidos dos grandes figuras van a lanzar la naciente poesía en Norteamérica, que a partir de ahora generará un importante número de poetas: Walt Whitman (1819-1892) y la poetisa Emily Dickinson (1830-1886). De entre el nutrido grupo de poetas norteamericanos del siglo XX hay que destacar a Wallace Stewens (1879-1950), Charles Bukowski (1920-1994), Jack Kerouac (1922-1967) y Allen Ginsberg (1926-1997).

Para cerrar esta breve historia de la poesía hay que recordar dos nombres: el libanés Khalil Gibrán (1883-1991) y el indio Rabindranah Tagore (1861-1941) cuya lírica obtiene gran repercusión en todo el mundo.

 

Volver

  

© Portal Poesía VersOados 2003-2007